Gerhard Bähr

Die Korrespondenz zwischen Gerhard Bähr und Hugo Schuchardt wurde von Oroitz Jauregi Nazabal bearbeitet, kommentiert und eingeleitet.

Die Edition bzw. einzelne Briefe sind zu zitieren als:

Jauregi Nazabal, Oroitz. 2007. 'Die Korrespondenz zwischen Gerhard Bähr und Hugo Schuchardt'. In Bernhard Hurch (Hg.) (2007-). Hugo Schuchardt Archiv. Webedition verfügbar unter: http://schuchardt.uni-graz.at/id/letters/1068, abgerufen am 23.10.2017

Eine ausführlich kommentierte Printveröffentlichung findet sich in:

Jauregi Nazabal, Oroitz.  2005. Correspondencia de Gerhard Bähr con R. M. Azkue, H. Schuchardt y J. Urquijo (1920-1944). Donostia-San Sebastián: Gipuzkoako Foru Aldundia-Diputación Foral de Gipuzkoa. (Anuario del Seminario de Filología Vasca 'Julio de Urquijo' 36/2; Monumenta linguae Vasconum: Studia et instrumenta 4)

Gerhard Bähr

Bedeutung

G. Bähr, hijo de un injeniero de minas destinado al País Vasco nació en 1900 en el alto de Udana, en Legazpia; después de pasar su niñez en el País Vasco se trasladó a Alemania, a cursar sus estudios a Königliche Landesschule Pforta (bei Naumburg a. d. Saale). En 1918, después de terminar el Gymnasium, ingresó en la Universidad de Göttingen. Sus estudios se vieron interrumpidos por la Primera Guerra Mundial, época en la que se alistó voluntariamente en el ejército. Después de terminar la guerra pudo seguir con sus estudios de filología y química en la Universidad de Göttingen, hasta que los concluyó en 1926.
Bähr realizó diversos trabajos lingüísticos acerca de la lengua vasca, y siempre compartió su tarea de lingüista con su oficio de maestro de escuela (in Hannover an der Oberrealschule am Clevertor). Su tesis doctoral “Baskisch und Iberisch” fue leída en 1940 en la Universidad de Göttingen, pero no pudo seguir con su labor investigadora, porque eran tiempos de guerra. Nada se supo de él desde 1945, desde el bombardeo de Berlín.

Informationen

Su afecto por la lengua y tierras vascas eran grandes e hizo que su alejamiento del País Vasco no fuera muy largo y siempre que podía volvía a sus tan queridos orígenes. Sus contactos con la lengua vasca se vieron reforzados tras acudir a una reunión en Iruña (Pamplona) en 1920 de la Academia de la Lengua Vasca. Después de esa cita, su cariño hacia la langua vasca se acrecentó y no sólo eso, pues esa reunión le dió la posibilidad de entablar relaciones con algunos vascólogos de la época, tales como R.M. Azkue y más tarde J. Urquijo. Después tuvo la posibilidad de entablar correspondencia con H. Schuchardt, el gran lingüista austríaco.

Gegenbriefe

La relación epistolar que mantuvo con Schuchardt, y que aquí presentamos, comprende el período entre 1920-1924. Cabe recordar que el austríaco murió en 1927 pero su estado de salud estuvo muy deteriorado en los últimos años. Tan sólo conservamos las cartas que Bähr envió a Schuchardt. No conocemos las que Schuchardt remitió a Bähr, pero por el contenido de las cartas sabemos que Schuchardt respondió a Bähr.

Bähr, sabedor de la delicada salud de H. Schuchardt, desde un principio se muestra dispuesto a ayudarle, ofreciéndole todos los datos léxicos, fonéticos, del lenguaje infantil y dialectales recogidos por él mismo en Legazpia y alrededores. Todas estas y otras observaciones las puso siempre a disposición de H. Schuchardt. Aparte de los temas citados, Bähr menciona otros, por ejemplo el verbo o la ortografía vasca; muestra también a H. Schuchardt sus pareceres acerca de los trabajos sobre el euskera y los vascólogos, de los cuales, cita a J. Urquijo como al más fidedigno.
De todas maneras, es la cuestión sobre la teoría vasco-iberista lo más destacable de la correspondencia con Schuchardt. Es bien conocido que el austríaco fue un fervoroso seguidor de esta teoría; en cambio, G. Bähr en su tesis doctoral Baskisch und Iberisch , concluiría que la citada teoría era indemostrable. Sea como fuere, en la correspondencia mantenida entre ambos lingüístas no hay muchas alusiones a este tema. Hay que tener en cuenta que H. Schuchardt murió en 1927 y que G. Bähr sólo empezó a trabajar en ello más tarde con intensidad. Así, en las cartas que enviara a H. Schuchardt no se recoge ninguna discusión extensa y las pocas referencias al respecto son más bien indirectas. La conclusión negativa de Bähr fue relevante a finales de los años 40 para frenar o combatir la teoría vasco-iberista.

Briefedition und Kommentare

Die Webedition wurde unter Mitarbeit von Andrea Lackner erstellt.